30 sept. 2014

Unir nuestras luchas contra los megaproyectos: Abejas de Acteal

Organización de la Sociedad Civil Las Abejas
Tierra Sagrada de los Mártires de Acteal
Acteal, Ch'enalvo', Chiapas, México.

22 de septiembre del año 2014





A las Organizaciones y Pueblos en Resistencia de México y del Mundo
Al Congreso Nacional Indígena
A las y los Adherentes de la Sexta Declaración de la Selva Lacandona
A las y los Defensores de los Derechos Humanos Nacional e Internacional
A los Medios de Comunicación Alternativos
A la Prensa Nacional e Internacional
A la Sociedad Civil Nacional e Internacional

Hermanos y hermanas:

La memoria y la esperanza; vivirán, caminarán y hablarán en la boca y en el corazón de los hombres y mujeres verdaderas.

La verdad y la justicia, se verán encendidas como luces en la oscuridad y en las tormentas.

La resistencia y la autonomía, serán fuertes e inmensas como una ceiba en pleno selva y como una montaña inmensa, a pesar de todo.

Hermanos y hermanas, ante los despojos y saqueos desmedidos que sufrimos los pueblos originarios de México y del mundo; les vamos a compartir unas palabras sabias que nos han heredado nuestras abuelas y abuelos. Y también para que las orejas y los oídos del mal gobierno, escuchen estas palabras; porque no han podido borrar nuestra memoria desde hace más de 500 años.

Entonces, hemos escuchado de la boca y del corazón de nuestros abuelos y abuelas:
Que hubo un tiempo que las primeras mujeres y los primeros hombres, no vivían tranquilos y no alcanzaban a vivir tantos años; porque unos tigres o bestias o animales malvados se comían a la gente; ya sea en el camino de la milpa, en el camino del río o en cualquier camino de donde caminaban. Entonces, la gente ahí nomás, eran devorados por estas bestias. Y así pasó el tiempo, la gente estaba aterrada. Los hombres y las mujeres ya no querían caminar, ya no sabían qué hacer, preferían quedarse encerrados en sus casas.

Nos cuentan nuestras abuelas y abuelos, que no se sabe bien cómo, pero, surgió o apareció una persona con apariencia de hombre que su nombre era Ojo'roxtotil, que era como un hombre, pero, dotado de una sabiduría y poderes como Dios o Diosa, así como nuestras divinidades en nuestros tiempos que les llamamos Ojo'vetik (Divinidades que habitan en los ojos de agua, en lagunas, en cerros y cuevas sagradas). Cuentan que Ojo'roxtotil tenía un hijo. Entonces, a Ojo'roxtotil le llegó la noticia de los tigres malvados, que mataban a la pobre gente, pero, como su trabajo era proteger y cuidar a la humanidad, se puso a pensar qué debía hacer al respecto y finalmente tomó su decisión.

Cuentan nuestros abuelos y abuelas que cierto día, cuando apenas estaba naciendo el sol, Ojo'roxtotil, le dijo a su hijo, no es justo que los hombres y mujeres no puedan vivir tranquilos en su propia tierra, iré a ver si es cierto que los tigres se come a la gente, yo mismo me entregaré a esas fieras y a ver si pueden conmigo.

Cuando Ojo'roxtotil llegó en el lugar de donde salen las bestias a devorar a la gente, ahí se detuvo, se preparó bien, se acostó sobre unas hojas de plátano y empezó a llamar a las bestias y estas salieron y cuando vieron a un hombre ahí, se querían aventarse de inmediato, a devorarlo. Pero, Ojo'roxtotil les dijo, no se impacienten, esperen un poco, tomen asiento, cuando empiecen a comerme, les pido que no dejen caer al suelo mi sangre, lo lamen bien por favor y no vayan a desperdiciar mi cuerpo.

Los tigres malvados, ya se estaban desesperando, hasta que llegó el momento que Ojo'roxtotil les dijo, "!ahora sí, ya vengan a comerme ya estoy listo!" Los tigres se habían sentado sobre unas piedras, y cuando trataron de levantarse a devorar a su presa, no podían levantarse. ¿No sabemos qué nos pasa? ¿qué nos hiciste, que no, nos podemos levantarnos? Ojo'roxtotil les dijo en tono burlón, ¿qué les pasa, qué no tenían hambre, qué no les gusta devorar a la gente y ahora no pueden? Entonces, Ojo'roxtotil se levantó y tomó su bastón que siempre lo llevaba consigo; Malvados tigres, ahora les llegó a ustedes la hora, hasta aquí llegó su tiempo, ya no van a molestar más a la gente, que por culpa de ustedes no pueden vivir y disfrutar la vida; tomó su bastón y empezó a matar a las bestias malvadas. Y así vino la tranquilidad para las mujeres y hombres de antes; ya pudieron salir de sus casas e ir a trabajar a sus milpas. Y ya no sufrieron más de los malvados tigres. Gracias a la justicia que hizo Ojo'roxtotil.

Esta es la pequeña palabra que nos han contado nuestras abuelas y abuelos.

Hermanos y hermanas, se preguntarán ¿cuál es la razón de esta pequeña historia?

Porque la situación política, social y económica en nuestro México, ha rebasado límites; es ahora un desastre, un caos; literalmente, un infierno.

Nosotras y nosotros de la Organización Las Abejas de Acteal, comparamos al capitalismo-neoliberal, una de las bestias salvajes, un monstruo inhumano, que tanto daño ha hecho a la humanidad.

Los proyectos de muerte que el mal gobierno de Manuel Velasco y de Enríque Peña Nieto, han impuesto y otros que los están imponiendo en nuestros territorios: son desarrollos y enriquecimientos de los países poderosos y de unos pocos; enfermos de ambición y de avaricia.

Y para que la ambición y la avaricia de estas personas sean saciadas; el mal gobierno de Velasco Cuello y de Peña Nieto, hacen reformas estructurales como por ejemplo la reforma energética y la "ley de hidrocarburos", y así pueden, legalmente; saquear las riquezas de nuestro país y despojar de la tierra y territorio de los pueblos originarios de México.

Como los tigres malvados; el monstruo y la bestia del capitalismo-neoliberal; nos está matando, nos está devorando; porque destruye nuestras tierras, despoja nuestros territorios, no, nos deja opción para vivir en paz, nos está masacrando.

Manuel Velasco Cuello y Enríque Peña Nieto, respectivos lacayos del capitalismo-neoliberal; han recrudecido su política de persecusión y criminalización y de muerte a la protesta social.

Por ejemplo podemos citar algunos de tantos casos en todo el país:

El encarcelamiento del compañero Mario Luna Romero, Secretario de la Autoridad Tradicional de la Tribu Yaqui y portavoz de la justa lucha de la tribu en defensa del agua y la vida del río Yaqui y contra la construcción del “Acueducto Independencia”; es un mensaje claro del mal gobierno de Sonora Guillermo Padrés y de Peña Nieto, que el que lucha en contra de los megaproyectos neoliberales, va a ser criminalizado o hasta asesinado.

A pesar de la persecusión y la muerte, está claro y decidido que hay que resistir y defender la Madre Tierra:

Así es, cómo, de nuevo nuestros hermanos y hermanas del Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra (FPDT), han reactivado su lucha, como lo hicieron en el sexenio del mal gobierno de Vicente Fox Quesada, ahora en rechazo del aeropuerto en Texcoco, que el mal gobierno de Peña Nieto lo quiere imponer.

Así también, nuestras hermanas y hermanos del pueblo Otomí San Francisco Xochicuautla, tierra nativa de nuestro compañero luchador y entrañable David Ruiz García, han decidido detener la construcción de un proyecto carretero, la autopista Naucalpan-Toluca, que destruiría su bosque y sus tierras.

Y aquí en Chiapas en territorio tsotsil, tseltal, ch'ol; el mal gobierno de Manuel Velasco, quiere imponer un megaproyecto; la construcción de la autopista San Cristóbal de Las Casas-Palenque. Si se construye esta super carretera, acabaría con bosques, con lugares sagrados, como la: Laguna Suyul ubicada en Banabil, Chiapas. En pocas palabras la autopista destruiría la vida de los pueblos originarios mencionados.

Pero la hipocresía y el cinismo de los malos gobiernos son tan inmensos, que no se pueden medir; pero, aunque el mal gobierno Velasco Cuello gaste cientos de botes de pinturas verdes para tapar su bestialidad, ya será en vano. Por más que ande repartiendo mochilitas verdes y desechables a niños y niñas inocentes en escuelas oficiales, no podrá tapar su mentira.

Hermanas y hermanos; Ojo'roxtotil ya no está aquí, pero, pensamos que en cada pueblo organizado, en cada movimiento, en las asambleas, en la toma de decisiones para contrarrestar los megaproyectos; ahí vive ese Ojo'roxtotil. No estamos insinuando e incitando a la violencia, porque la venganza sólo trae más violencia y muerte; sino que esta historia del Ojo'roxtotil, es una metáfora que nos invita a organizarnos y luchar por la vida, por la justicia, la paz y la autonomía.

Sabemos que la lucha y la resistencia contra el monstruo y la bestia del capitalistalismo-neoliberal, no sólo se da aquí en México; sino, también en otros países del planeta tierra. Así como ya hicimos un recuento de la imposición de los megaproyectos aquí en México, también el mal gobierno de Francia quiere, construir una represa en Los humedales del Testet, Tarn, Francia; y las consecuencias son parecidas a las que estamos sufriendo los pueblos; que es el desalojo, represión y destrucción de la Madre Tierra. Entonces, les decimos a las compañeras y compañeros zadistas que defienden los humedales del Testet, Tarn; tengan mucha fuerza en su lucha, aunque estemos lejos geográficamente, pero, de alguna manera estamos cerca porque nos une nuestra lucha de la defensa de nuestra Madre Tierra.

En donde quiera que estemos, desde cualquier rincón del planeta tierra, tenemos que unir nuestras luchas, y nunca retroceder. Que no, nos dé miedo denunciar y manifestarnos. Aunque los policías, los militares, los judiciales, los asesinos del capitalismo-neoliberal quieren meternos terror y crear un miedo psicológico, sepamos que nosotras y nosotros somos una inmensa mayoría. No, nos quedemos calladas, no nos quedemos encerrados en nuestras casas como llegaron a preferir los hombres y mujeres de la pequeña historia que les contamos, lo que nos contaron nuestras abuelas y abuelos.

Aunque la guerra de contrainsurgencia y de baja intensidad diseñada desde el gobierno asesino de Ernesto Zedillo Ponce de León, intentó, a través de sus paramilitares callarnos, y aunque mataron a 45 hermanas y hermanos nuestros más 4 que aún no nacían, pero, ni así pudieron callarnos.

Hermanas y hermanos; como Ojo'roxtotil que lo consideramos como nuestro Padre y Madre, luchó, para, acabar con los tigres malvados. Así nosotros tenemos que acabar con el monstruo y la bestia del capitalismo-neoliberal, porque, los saqueos, los despojos que cometen en nuestro territorio y sus crímenes, han sobrepasado límites. Y tiene que morir.

Y para que ese monstruo y la bestia del capitalismo-neoliberal se muera, no depende de los malos gobiernos, ni de los ricos y poderosos; sino, que depende de nosotros los pueblos. Sólo tenemos qué decirles, !hasta aquí llegó su hora!.

!Acteal no se olvida!
!Juicio a Ernesto Zedillo y sus cómplices autores intelectuales de la masacre de Acteal!
!Alto al despojo de los territorios de los pueblos originarios de México y del mundo!
!Libertad inmediata e incondicional a nuestro hermano Mario Luna de la Tribu Yaqui!
"Vivan las luchas y las resistencias de los pueblos organizados de México y del mundo.
!Viva la autonomía!
!Viva el Congreso Nacional Indígena (CNI)!
!Nunca más un México sin nosotras y nosotros!

Atentamente
La Voz de la Organización de la Sociedad Civil Las Abejas


Por la Mesa Directiva:

Antonio Gutiérrez Pérez               Martín Pérez Pérez


Simón Pedro Pérez López

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Es de suma importancia saber de tu palabra ya que con ella se enriquece nuestro corazón.