24 ago. 2016

Negligencia Médica y discriminación en el Hospital Básico en Ocosingo


Ocosingo, Chiapas, 23 de agosto de 2016

A los Pueblos y Comunidades Indígenas de Ocosingo
A la Sociedad Civil de Ocosingo, Chiapas, México y el Mundo
A la Opinión Pública
A las autoridades

A nuestras hermanas y hermanos que defienden nuestro Derecho a la Salud, a la no discriminación y al trato respetuoso y digno que nos deben dar funcionarios, dependientes, empleados y servidores públicos:

Una vez más alzamos nuestra voz para exigir la destitución del director del Hospital Básico 20 Camas de Ocosingo, el Dr. Carlos Martín Ríos Aguilar y de las personas que abajo mencionamos y que cobran salario bajo su cargo en el mencionado Hospital.

Todos estos empleados públicos atentan contra nuestros más elementales derechos a la Salud, a la no discriminación y al trato respetuoso y digno que como ciudadanas y ciudadanos mexicanos merecemos. Hemos denunciado casos de negligencia médica, falta de atención, maltrato, insultos y humillaciones por los que exigimos la inmediata destitución de este personal.

Las autoridades correspondientes del Gobierno del Estado de Chiapas, de las que depende este Hospital, nos ofrecieron diálogo para atender estas denuncias, pero hasta hoy han incumplido su palabra, faltando a sus compromisos.
El Dr. Ríos Aguilar ha acudido en horas de la noche a comunidades fuera de la cabecera de Ocosingo preguntando por personas que participan en este movimiento, dizque para dialogar con ellas. Presumimos que es por las denuncias que hemos hecho, por lo que reiteramos que no se trata de asuntos personales, son agravios sociales y comunitarios, graves faltas sistemáticas y generalizadas hacia mexicanas y mexicanos indígenas que han tenido que acudir por atención médica al Hospital Básico 20 Camas. En todo caso se trata de asuntos por los que deben responder las más altas autoridades de salud del gobierno del Estado, a quienes precisamente hemos citado para dialogar y que reiteradamente se han negado a dar la cara.

Basta ya de malos tratos a los pueblos y comunidades indígenas. Queremos doctoras y doctores, personal médico, de enfermería, administrativo y funcionarios de salud eficientes, responsables y que sean respetuosos de nuestra cultura, nuestras costumbres y nuestro modo de ser; que nos traten dignamente.

Publíquese, Difúndas
A t e n t a m e n t e