24 jun. 2010

Comunicado de las Abejas de Acteal

Organización de la Sociedad Civil las Abejas

                                           Tierra Sagrada de los Mártires de Acteal
                                                 Acteal, Chenalho, Chiapas, México


22 de junio, 2010

A todas las Organizaciones Sociales y Políticas
A todos los Defensores de los Derechos Humanos
A la prensa Nacional e Internacional
A la Sociedad Civil 
A la Otra Campaña y
A la Opinión Pública

Hermanos y hermanas:
Nuestros pasos en este año, llevan la mitad del año caminando. Agradecemos al corazón del cielo y al corazón de la tierra por darnos sabiduría y fuerzas para trabajar y luchar contra las políticas neoliberales de los poderosos y del mal gobierno. También agradecemos que todavía estamos vivos y seguimos resistiendo, porque desde que Felipe Calderón decidió lanzar su guerra contra el narcotráfico, nuestra patria se desangra día a día. Ya la noticia no es que hubo ejecutados sino se ha establecido un nuevo récord en el número de los muertos, en la crueldad de las ejecuciones o en las mentiras de las autoridades. Mientras el mal gobierno sigue diciendo a los ciegos que está ganando esta guerra, los muertos ya no tienen nombre, ni memoria; cada masacre del nuevo día borra las noticias de la del día anterior.

En medio de esta masacre continuada y de esas víctimas olvidadas, nosotros seguimos recordando a nuestros muertos, los mártires de Acteal, nuestros 45 hermanos y hermanas que cerraron los ojos a la luz del sol y los 4 que fueron asesinados antes de que la vieran por primera vez. Y al recordarlos a ellos y a ellas, también recordamos a todos los que como nosotros sufren por la violenta pérdida de sus seres queridos. No nos cansamos de repetir lo mismo cada mes, porque si nos cansamos pasará lo que ya está pasando en nuestro país: que se olviden los muertos de ayer por los muertos de hoy y así cada día, hasta que nos acostumbremos a la impunidad y al olvido. Por eso decimos: ¡No al olvido de la masacre de Acteal ni de ninguna otra masacre! ¡No a la impunidad de los delitos contra la humanidad aunque se hagan en nombre de la guerra de contrainsurgencia o de la guerra contra el narcotráfico, de la seguridad pública o la seguridad nacional!

Y es que hay una guerra que el gobierno ha estado haciendo por muchos años contra su propio pueblo aunque sea con diferentes nombres y con diferentes pretextos. Siempre hemos dicho que los autores materiales de la masacre de Acteal eran nuestros hermanos, pero estaban engañados y manipulados por el mal gobierno. También decimos ahora que todos los muertos de la guerra de Felipe Calderón son nuestros hermanos mexicanos: los soldados, los policías, los mismo narcos y por supuesto los civiles inocentes asesinados por uno y otro lado (aunque el gobierno siempre lo niegue como es su costumbre). ¿Cómo pretende el gobierno ganar una guerra donde los muertos son su propio pueblo? La única manera de ganarle al crimen y a la corrupción es ya no poniendo la confianza en las armas, sino buscando las causas verdaderas de esos males.

Acaba de decir Felipe Calderón en una carta a la nación que va a revisar su estrategia. Sería bueno que lo hiciera. Si quiere acabar con el crimen organizado podría empezar con los criminales que organizaron la masacre de Acteal: Ernesto Zedillo, Emilio Chuayffet, Generales Enrique Cervantes y Mario Renán Castillo; Julio César Ruiz Ferro, y sus cómplices y ya podemos también incluir a los ministros de la Suprema Corte que liberaron a los paramilitares. Pero en realidad es difícil que lo haga…de hecho ya hasta nos avisó que no piensa cambiar la realidad, sino gastar todavía más dinero en la televisión, la radio y la prensa vendidas para “cambiar la percepción de la realidad”. A esto le llama contratar especialistas en imagen y en relaciones públicas. Nosotros le llamamos contratar especialistas en mentir y en engañar más al pueblo.
 
Y claro vemos que esto no es un cambio de estrategia, sino seguir con la misma de siempre, con la estrategia que siempre hacen los malos gobernantes en turno: engañar con sus palabras bonitas, con promesas huecas y con sus regalitos. Entregan dinero y hasta cobijas usadas y medicinas caducadas. Con eso quieren dividir y acabar con las luchas de los pueblos, en este caso la de los zapatistas y de “Las Abejas”.  Y lo más triste es que se aprovechan de la necesidad y de la falta de conciencia de muchos de nuestros hermanos y hermanas para hacerlos caer en esta trampa. Muy triste es ver a las ovejas hablando de la bondad del lobo.

Nosotros y  nosotras miembros de la Organización Sociedad Civil “Las Abejas”, le decimos a la gente manipulada que todo esos regalitos que reciben del mal gobierno, no se dan cuenta que se les cobra un interés caro, porque con la mano derecha se les da y con la otra mano se les cobra (y lo más indignante es que no nada más les cobra a los que reciben, sino a todos). Otra cosa que le decimos a la gente manipulada es que las promesas del mal gobierno no las cumple. Por ejemplo el año pasado el gobernador Sabines dijo a las comunidades de Chenalhó que él iba a pagar la deuda de los que no habían pagado sus recibos de luz por estar en resistencia y que a partir de ese momento empezaría una nueva cuenta a partir de cero. Esto es totalmente mentira, porque los recibos siguen llegando altos y todavía con la deuda anterior y hasta hubo un caso de una compañera nuestra que vive en la cabecera de Chenalho, le llegó un recibo de más de 27 mil pesos y que si no pagaba tal cantidad se le iba a cortar el servicio. Lo que decimos y lo que denunciamos son verdades. Y para que lo sepa el mal gobierno y la CFE, todos y todas los miembros de la Organización Sociedad Civil “Las Abejas” que cuentan con luz, no pagaremos los recibos, porque la luz es de nosotros y nosotras, porque el mal gobierno tiene una deuda histórica con los pueblos indígenas. Esa deuda en vez de disminuir va creciendo: con la traición de los acuerdos de San Andrés y la masacre de Acteal, por ejemplo, elevó el saldo. No somos ineptos para creer que con regalitos y programas asistencialistas pueda el mal gobierno pagarnos lo que nos debe.

A pesar de todo, nuestra lucha y nuestra verdad ha sobrevivido a todo tipo de ataques y hostigamientos con estrategias contrainsurgentes del mal gobierno federal, estatal y municipal, y no solo la lucha de Las Abejas, sino la lucha de muchos mexicanos y mexicanas como los hermanos triquis de San Juan Copala que siguen resistiendo al bloqueo y el secuestro, la de las hermanas y hermanos de Atenco, los de Mitziton y muchos otros que a veces conocidos y a veces desconocidos siguen resistiendo y luchando por la justicia.

El problema de México no es que no haya un pueblo conciente y organizado. El problema es que el mal gobierno quiere hacer las cosas no CON el pueblo sino SIN y hasta CONTRA el pueblo. Así es en la lucha contra el narcotráfico y también en las propuestas de “desarrollo”. El gobierno ahora nos quiere decir dónde vivir (en las Ciudades Rurales), qué sembrar (plantas para alimentar carros y camiones en vez de maiz para alimentar a nuestras familias), cómo vivir y hasta cómo pensar. Pero no es el mal gobierno el que nos va a decir cómo vivir y qué pensar. Eso nosotros lo sabemos por la sabiduría de nuestros antepasados y por nuestra propia experiencia. Por eso no hay que vender nuestra madre tierra, hay que defenderla y cuidarla de los megapoyectos que el mal gobierno impone en nuestro territorio.

Esta es nuestra palabra, este es nuestro pensamiento. Nuestros pasos de paz, de justicia y de libertad seguirán caminando adelante junto con muchos otros pasos.


Atentamente

La voz de la Organización de la Sociedad Civil “Las Abejas”


Por la mesa directiva:


José Jiménez Pérez



Agustín Gómez Pérez
Lasaro Arias Gómez
Francisco López Sántiz


Agustín Mendez Paciencia

Andrés Gómez Vázquez




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Es de suma importancia saber de tu palabra ya que con ella se enriquece nuestro corazón.